lunes, 7 de abril de 2014

LITERATURA EN EL NIVEL INICIAL CLASE CORRESPONDIENTE AL MARTES 8/4/2014


EL ORIGEN DE LOS CUENTOS… por Estela Quiroga


Todos somos palabra, todos nos construimos desde nuestras propias historias, siempre fue si y siempre seguirá siendo así.
 Las culturas de todos los tiempos  tuvieron esa imperiosa necesidad de contar sus vidas, sus experiencias, sus fantasías y no estaban destinados a los niños porque la idea de niño como tenemos hoy no nace sino hasta el siglo XVIII El origen del cuento se remonta a tiempos tan lejanos que resulta difícil indicar con precisión una fecha aproximada de cuándo alguien creó el primer cuento. Se sabe, sin embargo, que los más antiguos e importantes creadores de cuentos que hoy se conocen han sido los pueblos orientales. Desde allí se extendieron a todo el mundo, narrados de país en país y de boca en boca. Este origen oriental se puede aún hoy reconocer sin dificultad en muchos de los cuentos que nos han maravillado desde niños, y que todavía los leemos o narramos. Pensemos, por ejemplo en LAS MIL Y UNA NOCHE, muchas de sus historias están lejos del público infantil.. Digamos que en   el siglo X, los primeros cuentos de origen árabe y persa llegaron a Europa en boca de mercaderes, piratas y esclavos. Más tarde, éstos mismos, diseminados en distintas  versiones,  La prueba está en que un mismo cuento puede encontrarse en distintos países; por ejemplo, "La Cenicienta", que probablemente tenga sus raíces en los albores de la lucha de clases, conoce más de trescientas variantes, y deducir su verdadero origen, como el de muchos otros cuentos -entre ellos del germano "Rosa Silvestre" y el francés "La bella durmiente del bosque, que son variantes de un mismo tema-, sería  casi imposible. Asimismo, muchos de los cuentos folklóricos, como los compilados por los hermanos Grimm y Charles Perrault, no tienen autores ni fechas.
Los cuentos de procedencia oriental, como los cuentos de hadas que tienen su origen en las leyendas y el folklore de los primeros tiempos, tienen el soporte de la fantasía y comienzan de una forma tradicional: "Érase una vez, un rey en Egipto que no tenía ningún hijo... Hace mucho, muchísimos años, en un lejano país del Oriente, allá donde el sol asoma cada mañana con su cara de oro y fuego, hubo un rey muy poderoso y cruel..." Lo que sigue a continuación no es más que la fusión de la realidad y la fantasía, del mito y la leyenda; fuentes de las cuales bebieron poetas y cuentistas, como si hubiesen mamado de una misma madre, quizá por eso existe tanto parecido entre los libros de unos y de otros.


Las mil y una noches
El lejano Oriente fue también la cuna de Las mil y una noches, célebre colección de cuentos que nos abre las puertas de un mundo lleno de encantos y alucinaciones, narraciones de aventuras fascinantes que proceden de siglos diferentes y cuya redacción definitiva es posterior al siglo XVI. Las mil y una noches es, pues, una creación colectiva de árabes, persas, judíos y egipcios, que escribieron en un estilo popular, lleno de expresiones que no pertenecen al árabe clásico, y aún a veces haciendo uso de dialectos, como en el cuento de "Aladino y la lámpara maravillosa", que fue escrito en dialecto siríaco.
Esta colección de cuentos que pinta poéticamente la vida de los hombres del Oriente, y, particularmente, la astucia de las mujeres del harén, es una joya literaria y una "caja de Pandora", que encierra las figuras más inverosímiles de la imaginación y la fantasía. De principio a fin, los cuentos están cargados de un enorme poder sugestivo, a pesar de que la historia se inicia con un rey, quien en venganza del daño que le causó su primera esposa, da muerte a las demás una vez celebrada la noche de bodas, hasta el día en que contrae matrimonio con la hija del visir de su reino, con la joven y hermosa Schahrazada, quien, para evitar su muerte, relata a su hermana Doniazada y a su esposo, el rey, los episodios de una historia que se prolonga durante mil y una noches -y no mil-, seguramente debido a las supersticiones que los árabes tienen con relación a los números.

LEER O NO LEER  CUENTOS DE HADAS A LOS NIÑOS, ESA ES LA CUESTIÓN
“Entonces le pidió al cazador que le trajese el corazón de la pequeña Blancanieves”
  Cuando uno lee esa parte del cuento siente escalofríos y se pregunta si es válido  contar cuentos de Hadas a los niños. Sin duda hay opiniones encontradas al respecto.
Estos cuentos tradicionales, que se relataban durante la Edad Media alrededor del fuego y, que sabemos no eran destinados precisamente para niños, tienen elementos, que a veces, nos hacen dudar de sus bondades.
En efecto, su dramatismo, la maldad exacerbada de los antagonistas, o las virtudes desmedidas de sus héroes nos provocan cierta desconfianza en el momento de pensar en leérselos  a los  más pequeños.
Sin embargo, debe haber un motivo que los haya convertido en historias tradicionales, alguna razón para que sobreviviesen a los siglos..
El cuento de Hadas plantea cuestiones esenciales de la existencia humana y traduce los conflictos psíquicos de la primera infancia. Abre interrogantes acerca de la vida y de la muerte, la sexualidad, la estructura familiar, el poder, la ambición y los valores. Por eso los niños los escuchan con interés, los releen una y otra vez y no desean que los adultos modifiquen su contenido. Este tipo de historia les permite identificarse con los buenos, pelearse con los enemigos, enamorarse de la mujer más bella  o del hombre más virtuoso.
El psicoanalista Bruno Betthelheim dice: “”Los cuentos de Hadas les transmiten a los niños el mensaje manifiesto que hay que enfrentar las dificultades de la vida, por dolorosa que parezca una situación, la solución nunca es huir de ella (..) la imagen del héroe que sale adelante es una fuente de ejemplo y firmeza para transitar las vicisitudes”[1]
Los cuentos de hadas liberan a los niños de sus ansiedades. Tenemos que tener cuidado de no detallar el significado que el cuento tiene para el niño…Los verdaderos cuentos de hadas tienen significados a distintos niveles, cada niño deberá descubrir aquellos que le resulten importantes en un momento dado. De hecho puede suceder que en cada lectura descubra nuevos significados, por eso si nosotros elaboramos moralejas a partir de una historia,  estamos despojando de su esencia al relato.
       Privar a los niños del contacto con este tipo de historias es privarlos de tener la posibilidad de tener contacto con la cultura que fuimos construyendo a través de los siglos
      Los invitamos a leer tanto la versión de Perrault y de los Hermanos Grimm de Caperucita, la Cenicienta y la Bella durmiente. Asimismo deberán leer la historia de Hansel y Gretel. Luego les sugerimos la lectura de la bibliografía “Psicoanálisis de los cuentos de Hadas” de B. Bettelheim. Es fundamental que la lectura de la bibliografía la hagan semana a semana para poder discutir en clase y preguntar las dudas que les vayan surgiendo.
Recuerden que aprender es un complejo procedimiento  y que no conviene dejar todo para el final. Tenemos poco tiempo y mucho material. Hasta nuestro próximo encuentro.
Las versiones completas de los cuentos tradicionales que ofrece Internet es válida para realizar la actividad propuesta.






[1]Betthelheim  “Psicoanálisis de los cuentos de Hadas”

No hay comentarios:

Datos personales

Mi foto
Licenciada y profesora en Letras Modernas, egresada de la UNIVERSIDAD NACIONAL DE CÓRDOBA.ESPECIALISTA EN LITERATURA ARGENTINA. Especialista en Investigación Educativa. (ISP Joaquín V. González) Especialista en Litertura Infantil y Juvenil (CEPA) Actualemnte se encuentra cursando la Maestría en Análisis del Discurso (UBA) Publicó numerosos artículos y ensayos para diferentes sellos editoriales (Cántaro, Puerto de Palos, Paidos, revistas del ISPEI Sara Eccleston) En el 2012 su blog Entre el mouse y la tiza recibió el PRIMER PREMIO A LOS BLOGS EDUCATIVOS otorgado por la UNIVERSIDAD NACIONAL DE BUENOS AIRES (UBA) A raíz de ese premio fue convocada por distintos medios periodísticos. Durante 2013 el mismo blog resltó ser finalista de dicho concurso. En estos momentos se encuentra abocada a la investigación y la escritura de un ensayo en colaboración con la Lic. Cristina Olliana.

Seguidores